acuerdoComercialdestacadaEUMéxicoNacionalSeadeT-mec

Estados Unidos nos chamaqueo con el T-MEC acepta Jesús Seade

Por: Dulce García |

Apenas la semana pasada se celebró con bombo y platillo la firma del nuevo texto del  T-MEC entre México, Estados Unidos y Canadá, pero este fin de semana se dieron a conocer los detalles del texto que el gobierno de EU enviará el próximo martes al congreso de ese país para su ratificación y resulta que al parecer el México el equipo negociador no leyó las letras chiquitas.

La administración de Donald Trump le metió gol a México, al anunciar que la legislación presentada en Estados Unidos, adiciona la designación de hasta 5 agregados laborales estadounidenses en México, es decir que si se hará la inspección de cumplimiento de la ley laboral a empresas mexicanas, pero con inspectores mexicanos contratados por la embajada de EU en nuestro país.

Jesús Seade, líder del equipo negociador ha señalado que el gobierno mexicano, no está de acuerdo y en puntos llanos vaya sorpresa “nos chamaquearon”.

Seade, principal negociador mexicano del T-MEC, dijo que la administración de EU tomó por sorpresa al gobierno de Andrés Manuel López Obrador ayer cuando presentó al Congreso de ese país una disposición paralela al T-MEC, por lo que envió una carta al Representante Comercial de Estados Unidos, Robert Lighthizer, expresando la sorpresa y preocupación de México.

“Es preocupante que a través de una iniciativa de ley se pretenda ir más allá de lo necesario para cuidar el buen cumplimiento de lo negociado entre las partes. Si bien México respeta el proceso legislativo estadounidense y la iniciativa de ley que forma parte del proceso de aprobación del T-MEC —en cuya formulación México no interviene— se esperaría que su contenido reflejara el alcance de los compromisos acordados, sin establecer consideraciones ni mecanismos adicionales”.

Además, Seade anunció se trasladará de inmediato a Washington para plantearle las inquietudes de México directamente a los legisladores estadounidenses, ya que mientras México celebraba, la administración de Trump, maquinaba en su proyecto un entramado burocrático para implementar el tratado en los sectores prioritarios como el automotriz, acero, minería, electrónica y call centers.

De acuerdo a la legislación mexicana y a las disposiciones de derecho internacional vigentes, la presencia de funcionarios extranjeros requiere la autorización del país anfitrión, como ha sido siempre el caso de los agregados que México y Estados Unidos han acreditado en cada país, incluyendo aquellos en materia laboral.

Seade explicó que en este momento Estados Unidos tiene acreditada a una funcionaria diplomática cuyas actividades cubren los temas laborales, pero sin atribuciones de inspección de conformidad con la legislación mexicana, mientras que México, ha tenido dos agregados laborales en su embajada en Washington.

El subsecretario dijo que se comunicará con el sector empresarial del país, así como con las Secretarias de Economía y del Trabajo para informarles sobre este tema, asimismo, rechazó que no se hayan leído las letras chiquitas, señalando que estas son inexistentes.

Con información de Reforma y Proceso

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar